Blog Crédito Real

Las ventajas del sale leaseback

21 octubre, 2019

Existen varios recursos así como herramientas financieras que le pueden permitir a tu empresa crecer y desarrollarse de una mejor manera. Una de estas es el sale leaseback, que aunque no sea tan conocida, puede aportar mucho valor a tu negocio si la utilizas de manera correcta.

Este concepto presenta una manera de que cualquier empresa convierta sus activos en liquidez para poder utilizarlo como capital de trabajo. El funcionamiento es sencillo, una institución financiera o sociedad de leasing compra la maquinaria o equipo de una empresa y después se la renta al mismo negocio para que pueda seguir utilizándola.

Para tener más claro el concepto se puede entender que esta figura es como el leasing pero de manera inversa. Esto porque el propietario de un bien lo vende para suscribirse inmediatamente a un contrato de arrendamiento sobre este mismo. El uso de esta opción depende mucho de la situación de una empresa, pero en sí, el leaseback puede ser de mucha utilidad en momentos específicos. Como en el caso de que la empresa disponga de elementos patrimoniales pero no de tesorería. Entonces conseguirá liquidez aprovechando esta figura.

Hoy en día las empresas deben de ser más estratégicas para aumentar su competitividad y es por ello que actualmente es importante considerar las diversas opciones que se pueden aplicar al negocio. Esto se debe a que se tiene la idea de que ser propietario de todo el equipo de trabajo representa una superioridad ante medidas como el lease-back. Pero esto se vuelve realidad únicamente en pocos casos y la mayoría de las veces el recurrir a un arrendamiento presenta más ventajas. 

Los beneficios principales que puedes obtener del sale lease-back son:

  • Convertir tus activos en liquidez de manera inmediata.
  • El pago de las mensualidades en esta figura son deducibles
  • Consigues liberar líneas de crédito
  • Las cuotas son más bajas que las de un crédito o préstamo

Bajo el concepto de lease-back es importante entender que la titularidad se transmite a la institución financiera, pero por medio del acuerdo previo se desarrolla el plan de arrendamiento. Por medio de esta herramienta, tu negocio puede pagar otras deudas, adquirir nuevos activos o invertir en nuevas oportunidades. Es decir, la mayor ventaja es que te da la posibilidad de tomar mejores decisiones.

Como empresa que vende el bien puedes obtener una inyección de liquidez mientras mantienes ese mismo activo en el patrimonio empresarial, por lo que puede seguir ocupándose en la actividad económica. Este es el elemento central de esta figura porque es la forma de mantener tu equipo pero mudarte al arrendamiento para reducir gastos. Por lo tanto, no comprometes tus herramientas así que no tienes que prescindir de tus fuentes de ingreso.

Fuentes: https://www.bbva.es/general/finanzas-vistazo/empresas/lease-back/index.jsp 

https://www.expansion.com/2011/05/23/juridico/opinion/1306179293.html https://capitalez.net/acerca-de-capitalez/