El factoraje permite que una empresa obtenga capital inmediato en función de los ingresos futuros atribuidos a un monto adeudado en una cuenta por cobrar. Las cuentas por cobrar funcionan como un registro del dinero que los clientes deben por las ventas realizadas a crédito. 

A efectos contables, las ventas a crédito se tratan como parte de los activos de una empresa. El factoraje permite a las instituciones financieras comprar estos activos aún no cobrados a un precio con descuento a cambio de proporcionar efectivo por adelantado.

¿Cómo debo usar el factoraje?

  • Factura a tu cliente

Una vez que hayas vendido productos o servicios a tu cliente, ya sea de empresa a empresa o de empresa a gobierno, emite una factura para que te paguen. Para que tu factura califique al servicio de factoraje, es recomendable que la fecha de pago no sea más extensa que 120 días.

  • Vender la factura a un factor

Antes de poder recibir financiación del factoraje, debes encontrar una empresa que ofrezca este servicio y que sea profesional, para luego pasar por el proceso de solicitud. El factor determinará si cumples con los criterios de elegibilidad para recibir financiamiento y llevar a cabo la debida diligencia sobre los clientes que está facturando para ver si son buenos pagadores.

Si el factor aprueba tu factura con base en esa investigación, se firmará un acuerdo de factoraje, en el cual se establecerá un monto inicial máximo que se entregará. Por tanto, asegurar que los clientes paguen a tiempo y sean solventes es una de las mejores maneras para aplicar a un factoraje.

  • El factor emite un anticipo en la factura

Después de enviar sus facturas, el factor te proporcionará un anticipo inicial basado en la tasa de anticipo acordada. La tasa de anticipo es de alrededor del 80% del valor de la factura. El monto de tu anticipo dependerá del tamaño de tu transacción, la industria y otros parámetros de riesgo.

El factor también puede enviar una notificación a los clientes que van a pagar esa factura. La notificación directa establece que tu empresa ha asignado al factor como entidad para recibir pagos futuros por las facturas que tu empresa emita. Todos los pagos irán a una cuenta.

  • El cliente paga al factor

Tu cliente pagará al factor dentro del plazo estipulado en el acuerdo y con los términos de la factura. El factor manejará el cobro de todas las facturas que le asignes. 

  • Factor te envía el saldo restante (menos comisiones)

Después de recibir el pago de tu cliente, el factor te dará el saldo restante de la factura menos el costo por sus servicios.

Cuando no se paga una factura

Si no se paga una factura, la responsabilidad de pagar la deuda dependerá del tipo de acuerdo, ya sea el factoraje con recurso o el factoraje sin recurso. En el factoraje con recurso tú eres responsable de la deuda, en el factoraje sin recurso el factor asume cualquier deuda incobrable.

Si necesitas recursos, el factoraje de Crédito Real te proporciona un pago rápido contra tus cuentas por cobrar. Te permite aumentar de manera flexible el capital de trabajo y mejorar el flujo de efectivo al vender tus facturas.

 

Fuentes:

https://www.investopedia.com/terms/f/factor.asp

https://www.paragonfinancial.net/how-factoring-works/articles-resources/factoring-articles/how-does-factoring-work/