que se debe considerar antes de pedir un credito.jpgSin una planeación, puede salir muy caro adquirir un crédito, ya que comprometes parte del dinero que ganarás en un futuro. Si te preguntas ¿qué se debe considerar antes de pedir un crédito?, aquí te decimos la respuesta.

Con un crédito, puedes adquirir bienes o servicios que no puedes pagar de contado, y para evitar que adquieras una deuda que se vuelva impagable, toma en cuenta lo siguiente antes de pedir un crédito y así tomar mejores decisiones financieras:

1. El gasto que vas a hacer, ¿es urgente?

Antes de endeudarte, es mejor que hagas consciencia y pienses si necesitas realmente lo que vas a comprar a crédito y si es el mejor momento para solicitarlo.

Si después de analizarlo bien te das cuenta de que dicho gasto realmente no es necesario o incluso el momento no es el mejor para endeudarte, obtendrás un mayor beneficio si mejor ahorras y dejas tu crédito para una mejor opción después.

2. Ya hiciste cuentas y sabes, ¿cuánto te va a costar?

Tienes que saber el costo total del crédito, es decir, lo que vas a tener que pagar al final del plazo pactado. Debes incluir costos, tasas y comisiones, para que sepas cuánto te costará el crédito, así podrás comparar y decidir si vale la pena endeudarte.

Para saber cuánto te costará un crédito, fíjate en el CAT (Costo Anual Total), es un número que incluye los costos y gastos que conlleva un crédito. Toma en cuenta que entre mayor sea, más caro será el crédito.

3. Te has puesto a pensar si ¿puedes pagarlo?

Antes de solicitar y contratar cualquier crédito, debes asegurarte si podrás hacer los pagos siguientes hasta terminar de pagar el préstamo. Piensa en tu capacidad de pago, que es el dinero que puedes destinar al pago de tus deudas cada mes.

Para calcular tu capacidad de pago tienes que restarle a tus ingresos tus gastos mensuales y tu ahorro, si es que tienes, y lo que te quede es lo que puedes destinar al pago de tu crédito, que puede ser de mil pesos, por ejemplo.

Cuando sabes cuál es tu capacidad de pago te sientes más tranquilo y te da seguridad de pedir o no un préstamo. Ya que con base a la cantidad de dinero que puedes destinar a tus deudas, puedes solicitar el crédito que se ajusta a tu capacidad financiera.

Si contratas un crédito cuya mensualidad es mayor a tu capacidad de pago, te ocasionará deudas en un futuro al no poder cubrir el pago requerido, lo cual dejará en malas condiciones tu situación financiera. 

Fuente: Condusef